Bar Ecléctico

Hace un tiempo se me ocurrió que podría ser una buena idea empezar a escribir, y porqué no compartir, aquellos restaurantes, pubs, bares y picadas que he visitado, y que por algún u otro motivo me han llamado la atención.

La verdad me gusta mucho disfrutar lo bueno que ofrece la vida, y parte primordial de este disfrute está el salir a comer y explorar nuevos lugares cada vez que tengo la oportunidad.

Voy a partir contándoles porqué el Bar Ecléctico (Tobalaba #1199) es uno de mis lugares favoritos para salir en Santiago.


Tal y como lo dice su nombre, Ecléctico es un lugar que ofrece sabores, estilos, música y elementos muy diversos, que se traduce muy bien a través de su slogan “del sushi a la marraqueta, de julio iglesias a Portishead”.

Partamos por lo mejor, la ubicación. El lugar se encuentra a pasos del Metro Colón, en un barrio más bien residencial, tranquilo, seguro y rodeado de bares y locales por descubrir.

Ojo, que si andas en auto, encontrar estacionamiento (y mesa) no es fácil, sobre todo los jueves, viernes y sábados. Por eso recomiendo ir cualquiera de los otros días de la semana (especialmente recomendado el Domingo, que también abre hasta tarde!)

Al momento de entrar te encuentras con un lugar muy cálido, con mesas de todos los tamaños (para parejas y grupos más grandes), con una decoración bastante particular y saturada que permite descubrir cosas nuevas cada vez que lo visitas. En verano recomiendo sentarse en la terraza.

Su menú, aparte de ser muy original, ofrece todo tipo de picoteos. Recomiendo especialmente el Ajillo de carne ($3.500) (para mi lo mejor de lo mejor!!), la Selección Limeña ($5.100), las Tortillas ($3.500), Cebiches ($2.900) y las Pizzas ($3.400). Para tomar recomiendo el Pisco Sour Master ($3.000 – $2.200 HH) (ojo que es engañador!) y los Shop de Austral ($2.000 – $1.500 HH), que también son buenísimos para aquellos que disfrutamos de una rica cerveza!

La música es, al igual que todo, muy heterogénea. Aunque siempre está presente,ésta no abruma y facilita la conversación entre la mesa. Eso sí tengo la impresión que se va poniendo más rockera a medida que pasa la noche.


Y finalmente, pero no menos importante, la atención. Al parecer el lema de diversidad también aplica a este aspecto, ya que me ha tocado desde una excelente atención, hasta tener que rogar porque nos atiendan y nos traigan la cuenta. – No todo podía ser tan perfecto.

Como plus, algo que pocos lugares tienen, es que la cocina está abierta hasta las 4am, por lo que ha sido un lugar muy atractivo para pasar a comer algo y “refrescar el alma” después de varios conciertos de los que salí tarde. En resumen, su excelente ubicación, ambiente cálido, comida rica, exquisitos schop y tragos preparados, lo hacen sin duda un atractivo lugar donde ir en Santiago.

One Comment

  1. Pingback: Mi experiencia de 5 años en el mundo Food Blogger

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

*