En busca del auténtico sabor de Malasia

En busca del auténtico sabor de Malasia

Malasia fue sin duda uno de los lugares más inesperados de nuestro viaje por el Sudeste Asiático. Inesperado en todos los sentidos, nunca pensamos encontrar unas islas paradisíacas – llamadas Perhentian – que no tienen nada que envidiarle a las de Tailandia, recorrer los inmensos campos de té de las Cameron Highlands y descubrir sabores y rincones inolvidables en las ciudades de Penang, Kuala Lumpur y Melaka.

Facebook se ha encargado de recordarme estos días que hace exactamente 1 año estábamos recorriendo Malasia… ¡1 año ya! Increíble cómo pasa el tiempo.

Cada vez que pienso en Malasia lo primero que recuerdo (y añoro) son los deliciosos sabores que probamos ahí (Naan, Roti, Te tahrik, Laksa ¡como los extraño!). Y todavía no puedo entender por qué nunca nadie me habló (antes de irme de viaje) de lo bien que se comía en ese país. Puede ser porque muchos viajeros que visitan la zona se concentran especialmente en visitar Tailandia, Vietnam y Cambodia, y no son muchos los que se dedican a recorrer Malasia. O tal vez es porque al ser una fusión de sabores es medio difícil darse cuenta de que es lo que realmente se come ahí o simplemente sus países vecinos se robaron el protagonismo en cuanto a los sabores… Sea como sea nosotros nos dimos el lujo de recorrer el país durante casi tres semanas en busca de su verdadero sabor.

eating-malasia

tandoori-chicken
1. El típico (y delicioso) Naan 2. Pollo Tandoori

Tanto fue nuestro amor por la comida que al momento de emprender la vuelta elegimos regresar a Kuala Lumpur (KL) solo para disfrutar un par de días más de su increíble comida.

En este post les quiero contar un poco sobre el recorrido que hicimos y sobre los sabores que fuimos descubriendo en nuestro camino. Aprovecho de decirles a aquellos que están pensando en ir al Sudeste Asiático que dediquen varios días (o semanas si es posible) para recorrer Malasia, ya que Malasia es muchísimo más que sólo una parada técnica para ver las Petronas en KL.

kuala-lumpur

Todo comenzó en la capital gastronómica de Malasia: Penang

Nuestro recorrido fue de norte a sur y comenzó en Georgetown (Ciudad ubicada en el estado de Penang, Malasia). Llegamos al lugar después de un largo día de viaje que incluyó autos, ferrys, mini-van y el paso por la frontera de Tailandia-Malasia.

Como no había escuchado mucho sobre la comida de Malasia me puse a averiguar y en esto descubrí que habíamos llegado -para mi sorpresa- directamente a la capital gastronómica de Malasia. Este país tiene una fuerte influencia China y de la India -etnias que representan el 24% y 7% respectivamente de su población total- que se deja en evidencia en el legado gastronómico-cultural del país, donde los sabores de la India y China se fusionan con los de la zona para crear los más variados y delicioso platos.

penang-malasia

Con esta información en mente nos fuimos a recorrer las calles de Penang. Durante esos días nuestro principal descubrimiento fueron los sabores fusión de la comida malaya con la India. Nunca he estado en India pero quienes han ido me han contado que a pesar de que la comida es muy sabrosa, la higiene de los lugares juega en contra a la hora de poder disfrutarlos. En Malasia por el contrario, los lugares (restaurantes y puestos de comida callejera) son bastante limpios y nunca vimos nada extraño que nos hiciera cambiar de idea a la hora de comer. Fue así como descubrimos el Naan (pan típico de la India), los amados Roti (una especie de panqueque que tiene muchas variedades dulces y saladas), Pollo Tandoori (pollo asado muy condimentado) y Murtabak (una masa tipo panqueque muy contundente rellena de carne picada, cebolla y ajo) entre muchos otros deliciosos platos y salsas de la India.

roti-malasia
1. Yo feliz con mi Roti Tisu para el desayuno (cono crujiente con leche condensada) 2. Roti Canai (el típico)
roti-malasiajpg
3. Otro Roti que ya no me acuerdo que tenía 4. El experto de los rotis

Roti canai, roti tisu, roti telur, roti bawang, roti qué…?

Para tomar (y pasar el picante de algunos platos) es muy común -y delicioso- acompañar la comida de un Teh tarik (que es básicamente un té con leche condensada). Lo preparan vertiendo el contenido de un recipiente a otro como si fuera un cocktail para que quede con una rica y contundente espuma. Se puede tomar frío (con hielo) o caliente.

teh-tarik-malasia
1. Teh Tarik (té con leche condensada) 2. Murtabak

Podría hacer un post completo solo de los platos acabo de nombrar, jeje, pero para no aburrirlos sólo les diré que esos sabores indio-malayos fueron una completa revelación para nosotros.

Además de disfrutar de los deliciosos sabores de la comida callejera Penang se caracteriza por contar con una gran exposición a cielo abierto de arte callejero uno de los motivos por los cuales Georgetown fue nombrado patrimonio de la humanidad el año 2008. Fue realmente entretenido recorrer -y perderse- en la ciudad en busca de las más variadas e impresionantes obras de arte callejeras.

street-art-penang2

street-art-Ernest-Zacharevic

Desde las verdes montañas hacia unas islas paradisíacas

Nuestro recorrido continuó rumbo a las montañas de Malasia donde tuvimos que sacar los abrigos por primera vez en nuestro viaje por la zona.

La inmensidad y el intenso color verde de los campos de té en Cameron Highlands nos atrapó, y fue sin duda uno de los paisajes más impresionantes que vimos durante el viaje. Pudimos disfrutar de un rico té de la zona con esa hermosa vista.

cameron-highlands

cameron-highlands-malasia

Cambiamos el paisaje verde y el frío por un intenso mar de color azul y calorcito. Llegamos a las  islas Perhentian sin saber mucho qué esperar de estas islas en la costa este de Malasia. El clima nos tocó espectacular y pudimos disfrutar de los que fueron nuestros primeros días de playa luego de varios meses en la ruta.

perhentian-island

Nos alojamos en Ewan’s Place, unas cabañas muy básicas pero bastante bien de precio y comodidad en medio de la isla Perhentian Kecil. El propietario también era dueño de Ewan’s Café, uno de los restaurantes más ricos de la isla, por lo que pudimos disfrutar de riquísimos y populares platos como el Nasi y Mee Goreng (arroz y noodles fritos) y unas deliciosas parrilladas de pescado que se ofrecían de noche. Otro imperdible de la costa eran los riquísimos jugos de fruta y los Lassi (jugo de frutas con yogurt) para refrescarse a la orilla de la playa.

NASI-GORENG-MALASIA

Rincones sabrosos en medio de la ciudad

Llegamos a la capital de Malasia sin muchas expectativas (muchos nos habían comentado que no era la gran cosa más allá de las Torres Petronas). Estaban equivocados, la ciudad nos cautivo con su mezcla de cultura, tradición y arquitectura contemporánea (una de las ciudades más modernas que vimos en el Sudeste Asiático después de Singapur).

Un lugar que nos encantó fue la popular calle Jalon Alor donde es posible encontrar TODO tipo de auténtica comida Malaya (y algunos sabores de sus países vecinos). Fuimos varias veces, ya que es interesante ver como los locales y los turistas conviven en un mismo ambiente. Hay puestos de frutas (donde los locales se sientan a comer el popular duran), carritos con pinchos de todo tipo (llamados lok lok) y restaurantes informales que ofrecen una variedad inmensa de platos.

jalan-alor-kuala-lumpur rambutan-fruta

street-food-malasia

Imposible no tentarse con alguno de los platos de Nasi y Mee (arroz o noodles) en sus más variadas versiones. Los más populares son los ya nombrados Nasi y Mee Goreng, el Nasi Lemak (arroz cocinado en leche de coco acompañado por anchoas y verduras) y el Hokkien Mee (noodles con gambas) entre otros. Debo confesar que hay algunos platos bastante populares como los famosos Fish head curry (cabeza de pescado) y las ostras fritas que no me animé a probar durante el viaje. Tal vez acompañado de un local sería más fácil animarse.

El recorrido terminó en Melaka. Una pequeña ciudad costera ubicada al sur de Malasia conocida por su gran influencia china que se hace notar en su cultura, arquitectura y gastronomía.

malasia-melaka

melaka-malasia-temple

En Melaka probé una de las mejores sopas de mi viaje: Laksa, una contundente y condimentada sopa de fideos (con langostinos, pollo o verduras), esta deliciosa sopa puedes disfrutarla en varios lugares de Malasia, y entre Penang y Melaka se pelean por quien tiene la mejor versión. En Melaka la cocinan con leche de coco y en otros lugares como Penang la hacen con salsa de pescado y tamarindo. Este plato nace de la fusión de la comida china y la malaya, al igual que los clásicos Mee y Nasi Goreng.

laksa-melaka

En el mismo restaurate donde probé el Laksa (llamado Poh Piah Lweetambién probamos unos curiosos panqueques llamados pho phia y unas masitas moradas (si moradas!!) rellenas de carne que estaban muy buenas, lamentablemente no recuerdo su nombre. Este auténtico lugar solo tenía esos tres platos, y la verdad, no necesitaba más.

food-melaka-malasia food-melaka
Malasia nos sorprendió desde principio a fin con su multiculturalidad, gastronomía y paisaje. Un país que vale la pena explorar con la mente abierta para así poder descubrir sus rincones y sabores más auténticos. Volveremos algún día por más.

22 Comments

  1. Kath no me extraña que no te animaras a probar Fish head curry (cabeza de pescado) uff da miedito, ja, ja. Esos puestecitos callejeros me ha recordado a mi viaje a China. Cuando paseaba por la noche y los veía no podía resistirme a comprarme algún pincho y como la comunicación era imposible (Yo no sé Chino y ellos no sabían Inglés ni Español) siempre me pregunté ¿Habré comido perro sin saberlo? en cualquier caso cada pinchito que probé estaba riquísimo ; )

    • Kath Behrens

      Jajaja, si hay cosas que dan ganas de probar a pesar de no saber bien que son ya que tienen una pinta deliciosa. Pero hay otras cosas que son tan exóticas y raras con las que pasa todo lo contrario.

      A mi me paso en Vietnam, en una estación de buses donde lo único que había para comer era una especie de “hot dog”.. hasta hoy me queda la duda si la salchicha de ese pan era literalmente perro o no, porque sabía raro y tenia una textura muy extraña. :s

  2. Con tu viaje yo directamente escribiría un libro. De verdad te lo digo. Las fotos son espectaculares y dan ganas de quedarse a vivir en esa terraza sobre el monte de té (yo por lo menos) y con la comida yo tengo una curiosidad tremenda así que tenga la pinta que tenga yo tengo que probarlo, aunque como dice Xènia pueda llegar a ser perro :S

    • Kath Behrens

      Gracias Yolanda! Me diste una buena idea, voy a pensarla bien a ver que sale 🙂
      Jaja, hay que atreverse a probar de todo (o bueno, casi todo) por que a veces te sorprendes de los sabores que puedes descubrir.
      Un abrazo!!

  3. Qué fotos tan espectaculares, Kath! Me ha fascinado la foto del campo de te, era algo para mi del todo desconocido… Y mira que soy bebedora compulsiva de esta infusión! Y mirando los platos y tu descripción de ellos he recuperado el hambre después de haber cenado, porque tienen una pinta excepcional. Felicidades por tan grato viaje! Nos has puesto la miel en los labios!

    • Kath Behrens

      Que lindas palabras Imma! Muuchas gracias 🙂
      Esos campos de té fueron uno de los lugares más mágicos que visitamos!

  4. Cada vez que leo un post tuyo sobre vuestro viaje me maravillo. Me parece una experiencia única y extraordinaria en la vida. Eres una persona super afortunada, todo ese conocimiento de mundo es mundologia, abre la mente y te hace más sabia.

    • Kath Behrens

      Gracias Mercedes! Si, me siento una persona muy afortunada! Pero sabes, creo que hay muchísima gente que tiene la oportunidad de hacerlo y por miedos auto-impuestos no se atreven a hacerlo… y como dices esto es mundología pura! Me encantaría que mas personas se animaran a salir de su caparazón e ir a dar una vuelta por el mundo, es una experiencia única e inolvidable 🙂

  5. Que lindo y suculento paseo nos has traído! el Roti yo lo conocí por los de Trinidad y Tobago porque ellos lo preparan también, quizás tengan algunas similitides o bastantes diferencias..

    • Kath Behrens

      No sabía que el Roti también estaba al otro lado del mundo!!! Que delicia! 🙂
      Gracias Maybelline por pasar por aquí!

  6. A mi tampoco nadie e ha contado lo bien que se come en Malasia, es más, Kath, siempre pensé que la comida no era demasiado buena. Me encantó el arte callejero y los campos de té en las montañas. Me encanta que nos cuentes la crónica de tu viaje.

    • Kath Behrens

      Muchas gracias Raquel!
      No se, a veces creo que la gente no le da mucha importancia a la comida cuando viaja, y para mi es algo primordial a la hora de conocer un nuevo país o cultura.

  7. Ay que me entran ganas de agarrar la maleta y salir corriendo, que viaje más espectacular la verdad. Como yolanda, me quedaría en esas terrazas a tomar te.. Mucho te…

  8. Qué rico parece eso, las fotos lo certifican. No tenía idea de todo lo que contás, es cierto que la gente que conozco que estuvo en el Sudeste asiático no visitó Malasia, será un tema de marketing?
    Gracias por compartir tus experiencias en ese viaje increíble!
    Te mando un beso.

    • Kath Behrens

      Creo que los países vecinos han logrado robarse el protagonismo en cuanto al turismo y la comida! Pero bueno, por un lado eso es bueno para los viajeros que buscan experiencias un poco más auténticas, ya que todavía es posible encontrarlas por esa zona del mundo. 🙂 un abrazo Caro!

  9. Haces que me den ganas de salir corriendo, mochila y camara en mano, a descubrir el mundo y comer sin parar… a mi el Sudeste asiatico no me llama tanto la atencion aun, pero por tu culpa inicia a aumentar un poquito a la vez 😀

    • Kath Behrens

      Jajaja, creo que de a poco estoy logrando transmitir lo increíble que es esa zona del mundo. Un abrazo Karla!

  10. No conozco esta cocina, pero con esas fotos tan maravillosas me han entrado ganas de probarla, pero in situ!!!

    • Kath Behrens

      A mi ya me dieron ganas de tomar un teh tarik con un roti (y eso que acabo de tomar desayuno!) jaja, un abrazo!

  11. Querida Kathrin, que alegria que puedas compartir todas tus experiencias, tanto de viajes como culinarias …. me encanta disfrutarlo a través de ti. Te quiero mucho, tu madre

  12. You should’ve visit east malaysia particularly Kuching,Sarawak.We are famous for our laksa sarawak that anthony bourdain so loved.One of the best dish in sarawak if not the best.Besides,there are so many other food that it is a must try,the list can on

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

*